La RSC en Amércia Latina (1ª parte)

Acabo de terminar de leer El estado de la responsabilidad social empresarial en América Latina 2011, un informe de 86 páginas elaborado por Red Forum Empresa que describe cualitativamente las percepciones de consumidores y ejecutivos de empresas sobre el estado de la Responsabilidad Social en la región.

Indudablemente, la RSC es una tendencia que toma cada vez más fuerza en América Latina, según dicho informe se ha comprobado un incremento en el número de empresas que elaboran informes de sostenibilidad. Hay una gran diversidad de comprensiones sobre el alcance del tema, pero la responsabilidad de la empresa frente la sociedad es un tema que aparece con frecuencia en el lenguaje de los empresarios y en la agenda de la sociedad. Sin embargo, las iniciativas que promueven el tema son primordialmente voluntarias, y no hay muchos indicios de que las consideraciones sobre la RSC hagan parte de la agenda estratégica de un número significativos de las empresas que operan en América Latina.

Dado que la comprensión moderna de la RSC tiene su origen en Europa y los EEUU, la agenda no incluye aún los temas de interés local. Por ejemplo, el respeto por las comunidades indígenas no tiene la prioridad que en realidad representan en la región. Probablemente, la consolidación de una masa crítica de empresas trabajando en el tema ayude a que las empresas y organizaciones de la región propongan una agenda que refleje el énfasis de las necesidades de  América Latina. Tampoco olvidemos el problema del doble estándar, esto es, la utilización por parte de estas corporaciones (multinacionales) de normas y procedimientos diferentes, de acuerdo al país o región en donde se encuentren operando. Esta práctica de doble estándar es muy común, sobre todo, en el sector textil, igualmente, exigen un post aparte que haré en breve.

Volviendo al tema, personalmente, lo que espero por parte de las empresas de la región, un esfuerzo serio para reconocer sus efectos sobre las personas y sus impactos sobre el medio ambiente, e identificar las acciones necesarias para maximizar las que sean positivas y evitar las negativas. En este proceso será indispensable consultar a sus públicos interesados, establecer relaciones de beneficio mutuo, y cumplir sus compromisos. Y finalmente, espero para este año ver un aumento significativo de los reportes públicos de los impactos sociales, ambientales y económicos de la acción de las empresas, que junto con la información adecuada sobre sus resultados financieros, nos permita seguir y evaluar su desempeño.

Está claro que las empresas que cumplan la ley y se comprometan a manejar adecuadamente sus impactos sobre las personas y el ambiente serían el mejor aporte a la sostenibilidad de las sociedades latinoamericanas, además ayuda a mejorar y fortalecer la reputación y eso significa más ventas, más consumidores.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s